//
estás leyendo...
Salud

El mal aliento en el gato

El mal aliento, también conocido como halitosis, puede ser causado por una variedad de problemas de salud. No hay que preocuparse cuando tu gato no tenga el aliento fresco pues ningún gato posee esa virtud, pero si desprende un olor fuertemente fétido, entonces nos encontramos con lo que podría ser un problema médico subyacente.

En la mayoría de los casos, el mal aliento es causado por una acumulación de bacterias que producen mal olor en la boca de tu mascota. Esto puede ser el resultado de un problema odontológico o de enfermedad en las encías; los gatos, de hecho, son especialmente propensos a la formación de placas de sarro. Otro factor determinante en el desarrollo del mal aliento se encuentra en la dieta, al comer comida que no debiera (siempre recalco la importancia de alimentar a tu gato con comida para gatos, no comida casera). Sin embargo, el mal aliento persistente también puede indicar problemas médicos más graves, como anomalías en la boca, en el sistema respiratorio,  en el tracto gastrointestinal, el hígado o los riñones. En todos los casos que he comentado, la halitosis es una bandera roja que debe ser investigada por el veterinario.

Pero, ¿cuándo hay que acudir al veterinario? Vigila la aparición de los siguientes síntomas:

  • Sarro excesivo de color marrón en los dientes de tu gato, sobre todo cuando se acompaña de babeo, dificultad para comer y las encías rojas, inflamadas, ya que puede indicar una enfermedad grave dental o de las encías.
  • El olor del aliento de tu gato a fruta o dulce podría indicar diabetes, sobre todo si tu gato ha estado bebiendo y orinando con más frecuencia de lo habitual.
  • Un aliento con olor a orina puede ser un signo de una enfermedad renal.
  • Un mal olor inusual acompañado de vómitos, falta de apetito, y con las córneas amarillas y/o las encías podrían indicar un problema hepático.
Si observas alguno de estos síntomas en tu gato, no dudes en llevarlo al veterinario para que lo someta a un buen chequeo y le dé el tratamiento que requiere.
No dejes que el sarro provoque una infección en las encías, ya que la agravación de la infección podría llevar a tu gato a que perdiera todos los dientes.
Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

BLOG PATROCINADO POR:



Colaboran:

directorio web BlogESfera Directorio de Blogs Hispanos - Agrega tu Blog

PUBLICIDAD

Los chollos para tu gato
<!--//<![CDATA[ var m3_u = (location.protocol=='https:'?'https://ads.neurotic.es/www/delivery/ajs.php':'http://ads.neurotic.es/www/delivery/ajs.php'); var m3_r = Math.floor(Math.random()*99999999999); if (!document.MAX_used) document.MAX_used = ','; document.write (""); //]]>-->
La tienda de tu gato Gatos

A %d blogueros les gusta esto: